Resultado de imagen de pablo iglesias congreso diputados 2017

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha dicho que está con los guardias civiles que fueron víctimas de la agresión de Alsasua (Navarra) pero ha pedido "proporcionalidad" y que no se considere un delito de terrorismo.

En declaraciones en el Congreso, Iglesias ha considerado que una agresión es merecedora seguramente de una sanción penal pero no puede convertirse inmediatamente en un delito de terrorismo porque "con ello se estaría banalizando algo tan grave como es el terrorismo".

Esta mañana varios representantes del grupo parlamentario de Unidos Podemos mantuvieron una reunión con los familiares de los nueve jóvenes imputados tras la agresión a los guardias civiles de Alsasua por delitos de terrorismo.

"Estamos con las víctimas de la agresión y lo dijimos desde el principio", ha afirmado Iglesias, que también ha explicado que se tienen que reunir "con todo el mundo y las familias de los condenados no son agresores por ser sus familias".

Iglesias ha insistido en la proporcionalidad y ha recordado que actualmente en la Audiencia Nacional se están produciendo más juicios por apología del terrorismo que cuando ETA mataba, "y eso es una enorme irresponsabilidad".