Resultado de imagen de obras hidráulicas

El Gobierno central y el Ejecutivo canario han acordado la firma en septiembre de una inversión por parte del Ministerio de Transición Ecológica (MITECO) de 915 millones de euros para el desarrollo de un plan de acondicionamiento y saneamiento en instalaciones hidráulicas del archipiélago.

El acuerdo se ha llevado a cabo en una reunión celebrada en el Ministerio en la que han estado presentes el secretario de Estado de Medio Ambiente, Hugo Morán; el consejero de Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas del Gobierno de Canarias, Narvay Quintero; el director de Aguas de la autonomía, Juan Ramón Felipe; y el jefe de área de la Dirección General de Aguas canaria, Enrique Martín.

Según ha explicado Quintero, esta inversión de 915 millones de euros se distribuirá en tres convenios, el primero de 40 millones e incluido ya en los Presupuestos Generales del Estado, y de acuerdo a un protocolo de 12 años dividido en tres partidas de cuatro años cada una.

Para el consejero, este plan "no solo importante, también muy necesario", tiene una pretensión "a largo plazo" por la dimensión y complejidad de las obras a las que afecta, aunque se ha declarado "muy satisfecho" con el resultado del acuerdo, ya que "sigue las directrices de la Unión Europea" en materia hidráulica y será "lo beneficioso que será para todos los canarios".

A lo largo de este plan, que según está previsto abarcará hasta finales del año 2029, se realizarán 285 obras de interés general y se destinarán 330 millones de euros tanto a Gran Canaria como a Tenerife, así como 99 millones a La Palma, 67 millones a Lanzarote y Fuerteventura, 20 millones a La Gomera y siete millones para El Hierro.

Por otro lado, se ha concretado la firma en septiembre del denominado "convenio 'chico'" por el consejero, una partida extra de 10 millones de euros para obras hidráulicas "de interés regional y no general" para el saneamiento de instalaciones en varios municipios e incluido también en los presupuestos del Estado de 2018.

Una de las cuestiones que se han tratado en la reunión es la continuación del convenio firmado en 2008, también en materia de aguas, y del que se está realizando un último ejercicio de 14 millones de euros destinados a las obras de la depuradora de Adeje-Arona, en Tenerife, y de la balsa de Vicario, en La Palma.

Al respecto de este, el Ministerio propuso el pasado 13 de julio, en una reunión con representantes del área hidráulica de Canarias, incluirlo en la primera partida del nuevo convenio de 40 millones de euros, lo que supondría 14 millones menos en materia de aguas para el archipiélago.

En este sentido, Quintero ha explicado que, "en ningún momento se ha hablado de restar esos 14 millones al primer convenio". En cualquier caso, ha añadido, los dos acuerdos "se solaparían en el tiempo" cada uno "destinado a sus competencias".